Notas

  EQUIPOS EQUILIBRADOS
  RECORDATORIOS

 

  DAIWA

E
s común ver a los pescadores en los negocios tomar una caña, apoyar la puntera contra el techo del local, doblarla y hacer el comentario: "Yo pesco dorados en Paso de La Patria hace 20 años y esta es una vara muy blanda y no los voy a poder clavar".Y esto sin preguntar sus condiciones y, lo que es peor, como si entendieran. Cuando uno recibe (de manos de un comerciante honesto) una caña para pescar dorados con artificiales, casi siempre es una caña potente y adecuada para pescar ejemplares de 15 kilos o más, pero por supuesto sin comparación con las cañas de aquellos tiempos (de hace 20 años). Cualquier pez por debajo de esos grandes pesos tendrá que rendirse sin ofrecer la menor resistencia ante tanta energía, lo que genera el singular y masivo comentario de los "expertos": "Hoy los dorados no pelean como cuando yo los pescaba en el 90 en Itatí".

 



 



 

 

 

 



 



  DAIWA  Y
en el otro extremo encontramos a los pescadores que eligen cañas parecidas a una manguera de riego, que son demasiado livianas para lanzar señuelos para dorados, clavarlos y pelearlos equilibradamente, pretendiendo ser en sí mismas la expresión pura de nuestro deporte. Y les comento que nada es menos aconsejable que el uso de equipos demasiado livianos con el único fin de "pelear más al pez clavado" ya que, indefectiblemente, esta acción desemboca en una pérdida de control por parte del pescador, en una lucha innecesariamente larga que deja al pez exhausto, demasiado estresado y muchas veces al borde de la muerte. ¿Cuán deportivo es entonces sub dimensionar los equipos solamente para lucirnos comprando nylons más finos, cañas más "babé" y reels de menor capacidad y fortaleza? El verdadero equilibrio está en elegir un equipo que se adecúe al ámbito y al tamaño de los peces que lo habitan. Pero por supuesto que las sorpresas existen y tal vez, solo tal vez, en alguna ocasión vamos a lamentar no tener una caña de 40 lbs. y un Abu 7000 con nylon del 40.

 



  EQUIPOS ADECUADOS

Recorriendo los diferentes ámbitos nos vamos a encontrar con que cada uno determinará, en general, al equipo que vayamos a llevar. Las situaciones que definen el equipo son las condiciones del ámbito, el tamaño de los peces que lo habitan normalmente, la modalidad elegida y el estilo de pesca del pescador. Podemos determinar 3 situaciones (existen muchas más) para abarcar un mayor espectro de posibilidades posible.

 


  ARTIFICIALES  U
na de las pescas más comunes para los foráneos es el trolling en el Paraná medio/alto. Por lo general para esta técnica se usa un señuelo grande de paleta que ofrece una enorme resistencia a la tracción contra la corriente. Pero lo importante es que también está latente la posibilidad de clavar un dorado de más de 10 kilos dependiendo de las situaciones a las que nos enfrente el guía. Para estos menesteres vamos a necesitar una caña de acción media, de 16 a 30 libras (1 libra = 0,45359237 kilogramos), de 2,00 a 2,40 metros (largo que permite "acomodar" el señuelo mientras se traslada en el agua), de punta blanda para que ayude a percibir las vibraciones que el señuelo le transmite al pescador, pero lo suficientemente rápida para clavar al pez (el dorado posee una boca muy ósea); y tenga un "butt" potente para el momento de la pelea y la tracción (acercar el pez a nosotros). En esta situación disiento con otros autores que dicen que el "butt" ayuda al momento de la clavada. Personalmente deduzco que el "butt" ayuda al momento de acercar al pez una vez clavado y una puntera firme (no flexible como dicen muchos) ayuda al momento de la clavada. Las DAIWA, FIVE STAR o SHIMANO de 7 pies de 12 - 15 lbs, o de 8 pies de 14 - 30 lbs. son óptimas para la pesca de trolling, pudiendo usarse también, en caso de pescar con carnada.

 

 

  ARTIFICIALES  En una corredera en el Alto Paraná, adelante de una gran piedra, vemos forraje que está siendo atacado por dorados de 5 kilos. Lo más adecuado en estos casos es evaluar "las condiciones del ambiente más las del pez" para deducir que equipo vamos a necesitar (llámese fuerza de la correntada y peso del dorado). La conclusión más obvia nos va a llevar a una caña de spinning o bait casting para señuelos medianos, de entre 1/2 onza y 2 onzas (1 onza = 0,0283495231 kgs.) con buena potencia en el "butt" para una tracción enérgica que no le permita al pez meterse entre los obstáculos naturales del fondo y facilitar la pelea en la corriente. Para este caso considero que una caña de 10 a 20 libras sería la ideal, de entre 6 y 7 pies (1,80 y 2,10 metros), de acción de punta para clavar rápido, y si pescamos de costa muchas veces necesitaremos lanzar lejos para alcanzar el veril. Dentro de las marcas nombradas, las de 7 pies de 10 a 17 lbs, o las de 6 pies de 8 a 14 lbs. todas cuentan con las características necesarias para un rendimiento apropiado.

 


También podemos pescar en una de las lagunas "quietas" del Paraná Medio, en sus desbordes en épocas de crecida o en algunos afluentes lentos de "aguas negras". Acá los dorados serán, seguramente, de menor tamaño y la correntada va a ser mucho más suave, no distinguimos ningún obstáculo sumergido o en superficie y los señuelos no pasan de una onza de peso (28 gramos). Es hora de cambiar el equipo potente que usamos en el Alto Paraná por otro de menor calibre, compuesto por una caña de entre 6 y 7 pies de largo (1,80 y 2,10 metros) y de 6 a 14 libras de potencia, lo que seguramente nos asegurará cualquier captura en el lugar.





 


  MODALIDADES DE PESCA




Para esta modalidad lo recomendable es una caña de grafito de 2,00 a 2,40 mts. de cierta rigidez y una marcada acción de punta. La potencia de la caña deberá estar entre las 10 y las 30 libras. El reel debe ser del tipo rotativo con una capacidad mínima de 150 metros de nylon del 0.40. Es importante la calidad de los engranajes y un buen freno.


Para esta pesca el equipo puede ser el mismo que para el trolling.


Los equipos para esta modalidad pueden ser livianos, medianos o pesados. Al igual que en otra modalidad, el reel deben tener buena capacidad de carga, engranajes resistentes y buena regulación de freno. Un equipo liviano puede ser una caña de 1,80 a 2,00 metros, rígida, de acción de punta, armada con un reel frontal para no menos de 150 metros de nylon del 0.28. Uno mediano puede ser una vara de mayor potencia, de 2,10 a 2,40 mts. con un frontal para 150 metros de nylon del 0.30; y uno pesado estará conformado por una caña de 2,40 a 2,70 mts. y un frontal para no menos de 180 metros de nylon del 0.35.


Lo primero que hay que tener en cuenta es proporcionar el equipo con el poderoso pez al que vamos a desafiar. La caña ideal teniendo en cuenta la potencia del pez y el peso de la línea es de la ocho en adelante. El carrete aconsejado debe tener freno a disco y no menos de 150 metros de backing de 30 libras. Es conveniente utilizar anzuelos grandes del tipo 3/0 o 4/0 de boca grande y si es posible de pata corta. Los leaders deben ser cortos cónicos, no mayores a cuatro pies o en tramos con una progresión que vaya del 0.60, 0.50, 0.40 y termine en un extremo de 0.35. La resistencia del backing debe ser superior a la punta o tipett, para que siga siendo el fusible del conjunto. El cable de acero es fundamental. Se lo puede incorporar al cuerpo en el atado y así evitar una articulación de más. Debe tener por lo menos 15 o 20 cms. La forma ideal de unirlo al nailon es mediante un rulo en el cable, quemando con un encendedor para soldar la vaina de plástico. Sin entrar en modelos o tipos de mosca hay un denominador común para que sean adecuadas para la pesca del tigre de los ríos. Deben ser de buen volumen y vistosas. Recordemos que el dorado esta preparado anatómicamente para comer bocados grandes, un sábalo de su dieta habitual mide mas de treinta centímetros. La clavada: Para clavar al dorado primero hay que sujetar la línea con la mano para afirmar la penetración de la punta. Después asegurar clavando firmemente con la caña.

 




 


  SEÑUELOS


C
on más de 100 años de historia, los señuelos aparecen como un mundo de diseños, colores y tamaños infinitos, muchos de los que sirven para pescar peces y muchos de los que sirven para pescar pescadores en los negocios. Los artificiales pueden clasificarse de acuerdo a su morfología, sus movimientos en el agua, el material con el que están construidos o la técnica que requieren para que su acción sea la indicada.



  SPINNERS

  SPINNERS  Son los artificiales más antiguos. De allí adquiere su nombre la modalidad "spinning". Tienen origen en Francia, Italia e Inglaterra y han sido tan eficaces y adaptables a distintas condiciones, que fueron adoptados por pescadores de todo el mundo. Su efectividad está dada básicamete en los reflejos de sus partes giratorias, vistos con facilidad por los peces en aguas claras. Por otro lado, su acción produce vibraciones que permiten su localización aún en aguas turbias. Son fáciles de usar, su peso facilita el lanzado y su técnica de recuperación es sencilla, solo se acciona la manija del reel a la velocidad adecuada. Tienen como principal contra su facilidad para el enganche, que se puede atenuar con un “dressing” o procurando que no trabajen a una profundidad extrema o en medio de obstáculos sumergidos. En el proceso de adaptarlos a distintos ámbitos las spinners han sufrido modificaciones en el diseño que dieron lugar distintos modelos y aplicaciones.

 


  PLUGS    PLUGS

Son otra familia de señuelos. Se diferencian de los spinners en su diseño y porque requieren de una técnica especial de recuperación que ya no se limita a recoger el señuelo para que produzca la acción correcta. Los plugs se clasifican en de superficie o media agua. No poseen acción propia y dependen exclusivamente de la técnica del pescador. Cuando se los trabaja correctamente son altamente versátiles. Son muy efectivos para la pesca de superficie en aguas claras. se debe a tirones cortos y enérgicos para que el artificial se desplace de lado. También se los puede profundizar para que trabajen de punta en el fondo o sobre la vegetación sumergida, imprimiéndole pequeños golpes laterales para que no suban a la superficie y se mantengan "vibrando" a media agua en el sector elegido para actuar.




  DE PALETA

Estos artificiales tienen acción propia generada por una paleta frontal o brazos laterales, que provocan un movimiento parecido a un braceo. Son excelentes para explorar grandes áreas de aguas bajas, para cuando hay poca luz, como por ejemplo al comienzo o final del día, y hasta de noche. El sonido y la vibración que producen sirve para ser ubicado, y la tracción sobre la línea facilita reconocer los piques. Los de paleta frontal (ideales para trolling) también trabajan bien entre la vegetación cuando no es muy densa. Los de brazos laterales articulados tienden a juntar vegetación. Deben recuperarse a velocidad constante y algo rápida, con paradas alternadas para matarle la monotonía. Los modelos Jerk baits, los Crank baits, los Minnow plugs, los Vibrating plugs y los Trolling plugs entre otros son utilizados en el trolling liviano con líneas normales, sin lastre, en profundidades de entre 3 y 6 mts, pero también hay señuelos diseñados especialmente para trolling profundo con lastre, como la profundidad está determinada por el lastre, estos señuelos poseen un diseño que les da acción lateral y vibratoria solamente. No es el caso de la pesca de dorados.




  MOJARRA NG    CASCARUDO NG





 

 




 

 


  SOFTS

  SOFTS    SOFTS  Son los construidos en PVC (un polímero flexible, blando, elástico y transparente). Los diseños más comunes son los que imitan lombrices o gusanos, no tienen acción propia y el pescador debe dárselo con su técnica de recuperación. La profundidad se logra variando el lastre unido al anzuelo. Algunos pescadores los impregnan con sustancias olorosas para atraer a los peces. También hay señuelos que imitan peces o pequeños crustáceos; estos pueden tener acción propia o depender de la técnica de recuperación. Están los llamados Dressing (vestido) que se usan como complemento de otros señuelos para aumentar su acción o aislar las puntas del anzuelo, evitando enganches, para pescar en áreas con vegetación sumergida.




  CUCHARAS

  ONDULANTE    ONDULANTE  Por último están las cucharas, una familia de éxito en el país debido a que nuestros cazadores (dorados, truchas, chafalotes, etc.) las toman con violencia. La acción que producen imita a un pez con natación deficiente, provocando el pique de la mayoría de las especies cazadoras. Como su mayor atracción la determina la vista del pez, trabajan mejor en aguas limpias. Son de fácil uso, pueden lanzarse a considerable distancia y clavan con facilidad por el su escaso volumen. Su lado cóncavo provoca un desplazamiento hacia los laterales, el que varía con la forma y el espesor. La longitud aumenta su desplazamiento que en las cortas disminuye. El espesor es importante Al ser más pesadas se lanzan mas fácil, se hunden mas rápido y trabajan a mayor profundidad. Hay Trolling spoons (cucharas de arrastre) y Weedlees spoons (antienganche) entre otros tipos de cuerpo de plástico, que se usan para pescar en zonas con vegetación acuática, pueden llevar un vestido de plumas o filamentos de goma y trabajan en superficie.

 

 







  TENGA EN CUENTA
De nada vale comprar un equipo barato porque tal vez sea la única vez que vayamos a equiparnos para estas pescas, y no vale la pena salir a sufrir.
Decidamos o no hacerle caso a ese "amigo" que dice que sabe, que va siempre, y que pescó dorados de 25 kilos; o preguntarle a alguien que no sabemos si realmente sabe; elijamos siempre lo mejor que podamos comprar con el dinero disponible. Y no nos apuremos.
El equipo adecuado es el que, cuando nos enfrentemos al ambiente y al pez, nos va a ayudar a pescar de manera confortable y no nos va a hacer enojar.
La plata la tenemos que gastar en la caña, porque es como el "pan del sandwich": El mejor fiambre del mundo en un pan viejo termina siendo el peor sandwich del mundo, pero a la inversa es más aceptable.
El reel solo debe tener capacidad de reserva y buen freno.
Si salimos a pescar antes de comprar equipo preguntémosle al pescador que nos lleva.
Tratemos de comprar un equipo que abarque todas las posibilidades: Pesca liviana, media y pesada (y al ocasional "monstruo"). Si no vamos a tener que llevar por lo menos 3 cañas y 3 reels cada vez que salgamos.
No se quede corto en potencia si sale a "trolear" los grandes. Nunca se sabe.
Elija los mejores pasahilos para que resistan la fricción permanente del nylon. Los de roldana son una opción.
Si en el lugar existe la posibilidad de pinchar algún "mostruo" la caña tendrá que estar más cerca de la potencia máxima que de la mínima.
La caña, además de ser de acción de punta, debe inclinarse al rango más alto respecto a su largo. El pique se da a veces a 60 metros o más, y a esa distancia 10 cms. de caña juega un papel importante en la clavada.